Tecnologías de empatía

¿Ya conoces cuáles son las tecnologías de empatía?

A lo largo de la historia, el progreso de la humanidad ha estado fuertemente ligado con la tecnología y el aprendizaje; desde la creación de la imprenta hasta nuestros días en la era digital, es innegable el enorme crecimiento y alcance de la educación. En la actualidad, donde los desarrollos tecnológicos suceden con mayor rapidez, la educación experiencial es un modelo que se ajusta a las necesidades de la sociedad del futuro.

Dentro de este modelo, se encuentran suscritas las tecnologías de empatía, que son una serie de herramientas diseñadas para expandir la experiencia educativa a través de un acceso profundo a nuevas oportunidades de entendimiento en las aulas modernas. Gracias a estas herramientas, se favorece el desarrollo de la colaboración intercultural en entornos virtuales.

En este sentido, el modelo de educación experiencial, mediado por las tecnologías de empatía, es una apuesta por el desarrollo de competencias indispensables para el futuro, que cada vez se harán más necesarias en las aulas de las escuelas y colegios. Ahora, conozcamos cuáles son estas tecnologías de empatía y cómo contribuyen al desarrollo de la educación en el siglo XXI:
  • Programación tangible. En este caso, se trata de un concepto, principalmente aplicado a la niñez, que consiste en enseñarles cómo crear códigos usando figuras didácticas. De esta forma, se desarrollan y estimulan los siguientes aspectos: pensamiento computacional, principios de programación, diseño de algoritmos, composición visual, manejo de sensores y actuadores.
  • Realidad aumentada. En educación experiencial, es un término que define la creación de ambientes reales en un un entorno digital. Con esta herramienta, los niños, con el apoyo de sus profesores, serán capaces de leer comprensivamente el entorno, conceptos de diseño gráfico, así como modelado 3D, y por último, la creación de activadores de RA.
  • Realidad virtual. Esta es una herramienta que permite la exploración sensorial de las personas en un entorno creado por computadora que se asemeja a la realidad. Gracias a ella, se pretende desarrollar en las aulas el pensamiento espacial, habilidades en modelado 3D, diseño gráfico, y el uso de plataformas de realidad virtual.
  • Contenido 360°. Como parte de la educación experiencial, este tipo de contenido inmersivo también propicia la interactividad en las aulas. Su objetivo es fomentar la construcción de narrativas, el diseño gráfico y la composición visual, la captura, edición y montaje de contenidos 360°, y finalmente el desarrollo de habilidades en montaje audiovisual.
En conjunto, las tecnologías de empatía contribuyen al fortalecimiento en las aulas de las competencias más demandadas en el siglo XXI. Bajo este modelo, los niños, de la mano de sus profesores, podrán aprender en entornos colaborativos y adquirir nuevos conocimientos a través de la experiencia, que concuerden con sus necesidades e intereses.

Sumado a lo anterior, la tecnología ejercerá un papel transversal para empoderar a los estudiantes y docentes como creadores de contenido, detonando procesos de investigación en las aulas, e incluso en otros espacios. Para conocer más, puedes visitar nuestra sección de educación experiencial.

Compártelo en tus redes
0
0
0
Compártelo en tus redes

NoticiasTEC

La realidad virtual se ha convertido en una herramienta de aprendizaje que ha saltado de las aulas a los entornos laborales muy rápidamente en los últimos años. En la actualidad, muchas empresas ya están empezando a implementar programas de entrenamiento para educar a sus colaboradores en entornos virtuales debido a las ventajas que se pueden obtener por esta metodología.
La educación experiencial consciente es un concepto que articula la tecnología para la educación junto a otros elementos con el propósito de promover el desarrollo del conocimiento en los niños. Entre sus componentes están los dispositivos pedagógicos, cuya función principal es favorecer el aprendizaje experiencial mediante la información embebida.
El concepto de nueva aula es una propuesta de innovación en el campo del aprendizaje, que agrupa diversos aspectos pedagógicos, tecnológicos junto con un gran componente de impacto social y educación experiencial.